Colectivo e individuo

Colectivo e individuo

No figura en el Diccionario filosófico marxista · 1946

No figura en el Diccionario filosófico abreviado · 1959

No figura en el Diccionario filosófico · 1965

Diccionario de filosofía · 1984:72

El concepto de colectivo puede ser reducido a los siguientes
indicadores: a) unión de individuos sobre la base de ciertas tareas
comunes; b) acciones mancomunadas y ayuda mutua; c) contacto
constante; d) organización determinada. El individuo (Individuo y
sociedad), que forma parte de todo colectivo, mantiene determinadas
relaciones con él. El carácter de estas relaciones depende del medio
social en que funciona el individuo dado y del género y tipo de su
actividad. Es muy sustancial, por ejemplo, la diferencia entre los
colectivos laborales en las empresas capitalistas y los colectivos
laborales socialistas. Las relaciones mutuas dentro de tal colectivo
en la sociedad burguesa están determinadas por la contrariedad de los
intereses personales y colectivos, que es imposible eliminar en el
marco de esta sociedad. De ahí surge la idea de que una libertad
auténtica es incompatible con la pertenencia a algún colectivo y que
el hombre puede manifestar su individualidad únicamente al margen del
colectivo. Es posible también una comprensión falsa tanto de los
intereses del colectivo (corporativismo, teoría de las “relaciones
humanas”) como de los intereses del individuo (individualismo,
anarquismo). La organización social socialista crea un medio
favorable para el establecimiento de las relaciones entre el colectivo
y el individuo sobre la base de la comunidad de sus intereses y fines.
El principio y la práctica de la conjugación de los intereses sociales
y personales son propios de la sociedad socialista y extienden su
acción a la vida de todas los colectivos independientemente del género
de su actividad. En la sociedad socialista es aplicable a todas los
colectivos la conocida tesis marxista de que únicamente en el
colectivo el individuo recibe los medios que le permiten desarrollar
en todos los aspectos sus dotes y, por consiguiente, únicamente en él
es posible la libertad individual. Ahora bien, la realización
práctica de esta tesis depende en gran medida de los factores
subjetivos: composición personal del colectivo e intereses de sus
miembros, carácter de principios y franco de sus relaciones mutuas,
cualidades del dirigente del colectivo tales como competencia,
imparcialidad, respeto a la opinión de los miembros del colectivo, uso
razonable de sus derechos como administrador.

Comparte este artículo