BERGSON, Henri

No figura en el Diccionario filosófico marxista · 1946

Diccionario filosófico abreviado · 1959:45-46

Henri Bergson (1859-1941)

Filósofo idealista francés, místico, enemigo del socialismo, de la
democracia y de la concepción materialista, científica del mundo. Uno
de los filósofos más influyentes de la burguesía imperialista. El
idealismo de Bergson constituye una expresión notable del retorno
hacia el irracionalismo que caracteriza a la filosofía idealista en la
época contemporánea, y significa el rechazo total del conocimiento
racional, lógico, la ruptura declarada con la ciencia. La filosofía
de Bergson tiende a desacreditar, a denigrar el conocimiento
científico, las leyes de la ciencia y el pensamiento lógico y
racional. Según Bergson, la verdad sería inaccesible al conocimiento
científico, y el pensamiento lógico, incapaz de penetrar la realidad.
La ciencia sólo tendría valor práctico y sería incapaz de descubrir la
verdad. Al conocimiento racional, lógico, Bergson opone la facultad
mística de una revelación intuitiva, inmediata. La intuición abre
ampliamente las puertas al misticismo y al obscurantismo. Contra la
concepción científica, materialista de la naturaleza, Bergson ofrece
su metafísica espiritualista y su noción de “duración”. Y declara que
la “duración pura”, inmaterial, es el elemento primero de todo lo que
existe. La materia, el tiempo, el movimiento, sólo representarían
formas diferentes de la “duración”. En resumen, la “duración”
bergsoniana no constituye más que un nuevo vocablo para designar la
antigua noción de “espíritu”, fundamento de todo idealismo y
misticismo. En lo que concierne a la concepción de la vida, Bergson
sostiene el vitalismo (ver) hostil a la ciencia biológica. Substituye
la concepción científica de la evolución orgánica por la teoría
mística de la “evolución creadora”, que tiene por base el “impulso
vital”. Esta concepción anticientífica conduce a Bergson a la idea de
Dios, fuerza motriz del universo. El gran sabio ruso Timiriazev (ver)
califica a Bergson de “metafísico de la más pura agua”, cuyo sueño
consistía en retroceder “300 años más atrás, de la experiencia a la
intuición, de la fisiología al vitalismo”.

La sociología reaccionaria de Bergson justifica la explotación y la
agresión militar, y presenta la dominación y la sumisión de clase como
el estado “natural” de la sociedad, mientras que la democracia basada
sobre principios de libertad e igualdad, sería “antinatural”. Las
guerras serían la consecuencia de una ineluctable “ley de la
naturaleza”. En nuestros días, los ideólogos reaccionarios así como
los clericales, utilizan ampliamente la filosofía de Bergson. Ésta se
halla en la base de la filosofía católica del “modernismo” (E. Le Roy
y otros). Los jefes del fascismo italiano se apoyaban en la filosofía
de Bergson.

Diccionario filosófico · 1965:44

Henri Bergson (1859-1941)

Filósofo idealista francés, representante del intuitivismo. Profesor
del Collége de France a partir de 1900; miembro de la Academia
francesa desde 1914. El concepto básico del idealismo bergsoniano es
la «duración pura», es decir, inmaterial, fundamento primario de todo
lo existente. Materia, tiempo y movimiento son formas distintas en
que la «duración» se manifiesta en nuestras representaciones. El
conocimiento de la duración, sólo es accesible a la intuición,
entendida como «comprensión», como «visión» mística no conceptual, en
la cual «el acto de conocer coincide con el acto que engendra la
realidad». Bergson contrapone a la dialéctica su teoría de la
«evolución creadora» basada en la universalización de los conceptos
tomados del idealismo biológico (vitalismo). En sus ideas sobre la
sociedad, justificaba el predominio y la subordinación de clase,
considerando tal estado como «natural»: veía la guerra como una «ley
de la naturaleza», inevitable. La filosofía de Bergson constituye una
clara manifestación de irracionalismo, característico de la ideología
burguesa en la época imperialista. Obras: Los datos inmediatos de la
conciencia (1889), Materia y memoria (1896), La evolución creadora
(1907), El pensamiento y el movimiento (1934), &c.

Diccionario de filosofía · 1984:42

Henri Bergson (1859-1941)

Filósofo idealista francés, representante del intuitivismo. Desde
1900, profesor del Collége de France, y a partir de 1914, miembro de
la Academia francesa. El concepto central del idealismo de Bergson es
la “duración pura”, es decir inmaterial (diferente del tiempo) que
constituye la base primaria de todo ser. La materia, el tiempo y el
movimiento son distintas formas de manifestación de la “duración” en
nuestra representación. El conocimiento de la “duración” sólo es
accesible a la intuición, entendida como “visión”, “intelección” no
conceptual, directa, donde “el acto del conocimiento coincide con el
acto que engendra la realidad”. Bergson opone a la dialéctica su
doctrina de la “evolución creadora”, basada en la universalización de
los conceptos tomados del idealismo biológico (Vitalismo). En sus
opiniones sobre la sociedad trataba de justificar la dominación y
subordinación de clase, considerándolas estado “natural”, y la guerra,
inevitable “ley de la naturaleza”. La filosofía de Bergson es una
expresión nítida del irracionalismo, típico de la ideología burguesa
de la época del imperialismo. Obras: Ensayo sobre los datos
inmediatos de la conciencia (1889), Materia y memoria (1896), La
evolución creadora (1907), Las dos fuentes de la moral y la religión
(1932) y otras.

Comparte este artículo