¡Italia fuera de la guerra!

Llamado a la movilización. Construyamos una alianza transversal por la Paz y la Economía.

De manera constante y firme va creciendo en Europa un fuerte movimiento que aboga por la paz, por un acuerdo negociado entre las partes en conflicto, y contrario a la guerra y a los gobernantes que irresponsablemente  la alientan.

La crisis económica y social se agrava por todo el continente europeo, y también fuera de sus fronteras. Al mismo tiempo acceden a los diferentes gobiernos de la Unión Europea cada vez más políticos provenientes del mundo de la alta finanza y estrechamente vinculados a las políticas belicistas que promueven EEUU y la OTAN. Tal es el caso reciente, por ejemplo, de Rishi Sunak, nuevo primer ministro británico.

Todos estos políticos muestran disciplinado apoyo a los EEUU y a su política militarista y con ello arrastran a toda Europa hacia un futuro desastroso en perjuicio de la mayoría social que causa muertes, heridos y destrucción en los diferentes escenarios de la guerra, peligrosamente abiertos hacia nuevos territorios.

En Italia, una campaña en favor de la paz, que gira con el título «Italia fuera de la guerra» ha logrado reunir en los tres primeros días de su convocatoria a más de 10.000 participantes. El objetivo es lograr 100.000 apoyos para continuar desarrollando una intensa actividad en favor de la paz.

El Manifiesto de esta convocatoria se expresa en los siguientes términos:

«Llamado a la movilización por la salida de Italia de la guerra, contra las sanciones contra Rusia, a favor de nuestro país como mediador de paz. Sal de la guerra que se libra desde Europa hasta el norte de África y Oriente Medio, trabaja por una solución diplomática, salva la economía.

La guerra -militar, económica, política, mediática, ideológica- está abrumando nuestras vidas en todos los niveles. Es sobre todo la guerra económica la que «bombardea» nuestro país con creciente intensidad. Sin materias primas y energía, todo se detiene (alimentos, medicamentos, salud, transporte, alumbrado público, internet, etc.). La energía a costos insostenibles provoca la paralización progresiva de los sistemas de producción y servicios.

No a las sanciones. El gas ruso es el más barato del mundo. Impedir su uso, reemplazándolo con GNL cuyo precio está determinado por mecanismos especulativos, constituye un acto de guerra contra Italia y los italianos. Las familias, los trabajadores, las pequeñas y medianas empresas de todos los sectores (comercio, agricultura, industria, ganadería, pesca, restauración, turismo) ya muy afectados por los confinamientos se ven alterados. El costo de vida aumenta constantemente. Quiebras, cierres, despidos y despidos, desindustrialización, colapso del consumo, degradación y miseria creciente son la consecuencia más inmediata.

No hay más tiempo que perder, es necesario movilizarnos para salir del callejón sin salida en el que nos han metido. Sacar a la luz el descontento que recorre horizontalmente el país. Oponerse al sabotaje institucional y al ataque ahora sistémico a nuestra economía.

La seguridad nacional está en juego.  La creciente y generalizada conciencia de cómo la participación cobeligerante de nuestro país fue una opción suicida, impuesta por esos poderes supranacionales que ha implantado el gobierno de Draghi, puede y debe convertirse en una fuerza transversal autoorganizada, implantando el principio constitucional de que la soberanía pertenece al pueblo.

¡Participa en la construcción de una gran alianza antiguerra transversal por la economía y el bien común! Pedimos al unísono el retiro de las sanciones, el retiro de la guerra y que Italia medie activamente para la reconstrucción de las condiciones de Paz. Decimos no a las sanciones, no a la financiación de la guerra y al envío de armas, no al gasto militar, sí a un papel activo de nuestro país como mediador de paz.

¡Únete, firma y comparte!»

Autor

Comparte este artículo

One thought on “¡Italia fuera de la guerra!

  • 9 de noviembre de 2022 en 03:38
    Permalink

    Luchemos por La Paz

    Responder

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *