Vanesa

El próximo día 10 de febrero a las 9.30 horas se celebra en Granada el juicio por despido nulo de Vanesa contra las empresas concesionarias Verdiblanca y Rydalca y contra la Junta de Andalucía. El SAT invita a los/as trabajadores/as a la asistencia al juicio como muestra de apoyo a la compañera despedida.

Vanesa es una mujer valiente, siempre con una sonrisa que ilumina desde lejos, fuente de inspiración para muchas de nosotras. El título más importante que ostenta es el de ser madre y mujer trabajadora. Para mí es todo un orgullo luchar codo con codo con mi amiga y compañera de luchas, guapa por dentro y por fuera. Vanesa, solidaria, libertaria, andaluza, mujer guerrera. En todo este tiempo, quince meses de lucha infatigable, ni una sola queja. Como ya sabemos, la corrupción en nuestra Andalucía querida campa a sus anchas y a nuestra compañera, después de once años de trabajo como limpiadora en la sede de Turismo, fue despedida injustamente y ha sido capaz de soportar las presiones del cuatrifachitoanadaluz: PP, PSOE, Ciutadans y VOX y la inacción de los aparatos de dirección de los sindicatos reformistas de UGT y CCOO. Por ser delegada sindical y defender los derechos de las trabajadoras del sector de la limpieza.

Vanesa, que lucha como luchan las hembras de nuestra tierra, como cualquier loba capitolina en defensa de sus cachorros, con pasión, con sentimiento y con esa ternura que nos devuelven nuestros niños y niñas. Delegada sindical del S.A.T. en Rydalca, empresa encargada de la limpieza en la sede de turismo de la Junta de Andalucía. La vicepresidencia recayó en Juan Marín tras las últimas elecciones andaluzas, que ocupó la Conserjería de Turismo, Regeneración Democrática, Justicia y Administración Local. Cuando Marín decide buscar nuevas oficinas de turismo de la Junta en Granada, designa a dedo a Gustavo A. Rodríguez como delegado y se hace un cambio de edificio y de empresa concesionaria (de Rydalca a Verdiblanca), entonces, dada esta situación, Vanesa es despedida. Desde entonces Vanesa ha impuesto denuncias por despido, vulneración de derechos fundamentales, y cesión ilegal de trabajadores contra las empresas de limpieza afectadas y la propia Junta de Andalucía. O sea, David contra Goliat.

Pero nuestro David, osease, Vanesa, cuenta con el apoyo de la interprofesional granadina, el Sindicato Andaluz de Trabajadores y Trabajadoras, y con el sostén de diversos partidos y  movimientos sociales se han realizado más de 65 concentraciones, manifestaciones y protestas, alcanzando protagonismo en las redes sociales en tiempos de pandemia.

Hablar de Vanesa es hablar de la lucha colectiva de muchísimas mujeres en un sector feminizado y  precarizado como el de la limpieza. También es hablar de futuro y de presente, un presente combativo, de lucha por los derechos y la igualdad para que no vuelva a suceder la pérdida de derechos que creíamos conquistados por nuestros padres y abuelos. Para que las hijas de Vanesa, pilares fundamentales de su vida, no tengan que luchar por lo que ya lucharon nuestros mayores, para no dar un paso atrás. Les sobran, nos sobran, las razones para seguir peleando, porque la lucha es el único camino. Lo de su despido nulo, insultante y sobre todo injusto, ha sumido a nuestra compañera en esta larga batalla que estamos llevando, en medio de una guerra virológica que ni Spielberg hubiera sido capaz de imaginar. Si algo hemos aprendido de esta batalla es que no podemos dejar de luchar y hacerlo con todos los medios que tengamos a nuestra disposición. Utilizando las redes sociales como arma de protesta, para continuar la campaña por la readmisión de Vanesa. Para ello se ha usado, por ejemplo, diversos hashtags.[i]

Durante todo este tiempo, Vanesa ha llevado una batalla a pie de obra que le está causando graves perjuicios a nivel de salud, económicamente, en todos los ámbitos de su vida. Creo que es de justicia contar la historia de esta lucha sin descanso y alargada en el tiempo por los corruptos que nos gobiernan. En plena campaña por la readmisión de Vanesa, nos llegó el coronavirus, como  cualquier corona que quiere quedarse, pero ahora que estamos casi al final, (aunque nunca se sabe); de alguna manera seguiremos luchando hasta la victoria.

No me queda sino agradecer a Vanesa y a toda su familia, especialmente a las niñas que son el motor de la vida de su madre, pero a nosotras  también nos llegan sus gestos, energía y maravillosas sonrisas, que nos dan fuerza también a nosotras para seguir en esta lucha tan justa y tan justificable.

Irene Bueno


[i] #LaJuntadeAndaluciaExplotaYDespide, #VanesaReadmisiónGustavoDimisión #DelegaciónDeTurismoDeLaJuntaDeAndaluciaEnGranada

Comparte este artículo

2 Comments

  1. Siempre es así …
    La incivilidad es, por tanto, «arrogantes» y cobarde.
    Ellos creen que pueden ejercer su fuerza de monstruo gigante con impunidad sólo cuando encuentran un «Goliat» temible e indefenso en el otro lado. Ese no es el caso.
    Verás que el cobarde perderá toda su soberbia frente a este movimiento de solidaridad civil. … Desde lejos, muchas compañeras y compañeros os apoyan con el corazón y la información.
    ¡Coraje!
    Adelante¡
    Con dureza y ternura!

    Giancarlo

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Hojas de Debate le informa que los datos de carácter personal que nos proporciones rellenando este formulario serán tratados por Asoc. Cultura y Análisis para la Transformación Social, como responsable de esta web.

La finalidad del tratamiento es la moderación de los comentarios.

Los datos no serán cedidos a terceros salvo obligación legal.

Los datos que nos facilita estarán ubicados un servidor situado en España, garantizando unos niveles de seguridad adecuados.

Podrá ejercer sus derechos de acceso, rectificación, cancelación y oposición al tratamiento de sus datos según se indica en nuestra política de privacidad.