«Por un movimiento social que contribuya a la recuperación ideológica de la izquierda»

Razones para nuestra adhesión a un llamamiento necesario.

Se trata de una iniciativa que promueve la candidatura alternativa en la última Asamblea Federal de Izquierda Unida denominada La Izquierda Necesaria, junto a integrantes de diferentes colectivos o desvinculados de cualquier organización, unidos en la lucha ideológica en los ámbitos político, social y cultural para la superación del capitalismo y hacia la construcción de una sociedad socialista, sin explotación ni alienación, por el feminismo de clase, la protección medioambiental y la solidaridad internacional en lucha por un nuevo orden mundial en paz.

Sin duda alguna, activar la lucha ideológica para la defensa del socialismo como objetivo, y la utilización como herramientas de análisis las forjadas por Marx y Engels, constituyen elementos muy positivos de este manifiesto al que nos hemos adherido. Una confrontación ideológica que se ha visto empobrecida por el abandono que han hecho quienes han decidido participar en un gobierno que controla una organización que aplica políticas neoliberales desde hace décadas, sometidas a los designios de la Unión Europea y del imperialismo, cuando era posible cerrar el paso a la derecha desde un apoyo externo, crítico y selectivo, a un gobierno del PSOE, sin renunciar a la propia autonomía y ejerciéndola.

La apelación a la solidaridad internacional y la lucha por un nuevo orden internacional de paz nos debe conducir también a condenar sin paliativos al imperialismo y sus políticas de guerra.

Hay que tener en cuenta, señala este Manifiesto, «las nuevas realidades y los nuevos instrumentos que no existían cuando pensadores y experiencias anteriores elaboraron sus propuestas sobre el periodo de transición del capitalismo al socialismo. Es decir, es preciso concretar con rigor un programa reivindicativo y un modelo político y social que permita avanzar hacia la superación del capitalismo desde la actual correlación de fuerzas para mejorarla y desde la realidad económica y política existente para transformarla.»

En este sentido, indica Pierre Lenormand: «Queda por definir y nombrar las soluciones, que para nosotros se llaman socialismo: un socialismo para hoy y mañana que «ponga fin a las monarquías patronales y a la dictadura de la propiedad privada» de los principales medios de producción, de intercambio y de comunicación, y «permita su apropiación social mediante una gestión soberana y popular (…) Construyendo mayorías de pensamiento, no con arreglos de circunstancias o renunciando a nuestros valores, sino basados en un contenido transformador». Este último no está escrito: «es hora de inventar el socialismo del siglo XXI». De ahí la urgencia de impulsar sin demora la batalla ideológica y recuperar conciencias y voluntades para este radical progreso social, precisamente cuando buena parte de quienes deberían promoverlo han renunciado a hacerlo. Empecemos por perder el miedo a las palabras y reapropiárnoslas sin tapujos: proletariado, revolución, socialismo, comunismo… Todas ellas tan degradadas, abusadas, traicionadas. Volvamos la vista a los momentos de nuestra historia en que las ideas emancipadoras y revolucionarias y los movimientos sociales hicieron temblar a los poderosos. Alimentadas por la comprensión de las realidades de hoy, rehagámoslas nuestras. Como escribió Carlos Marx (Crítica de la filosofía del derecho de Hegel), las ideas, «al impregnar a las masas, (…) pueden convertirse en fuerzas materiales reales» para cambiar el mundo. Ganemos la guerra de las ideas.

Solo así lograremos dejar atrás el miedo. Más aún, así haremos que se vuelva contra los que lo instrumentan y manipulan a su favor: «La historia de la movilización comunista pone al descubierto aquello que atormenta a la democracia liberal desde el siglo XIX: la representación política de las clases populares y el miedo al acceso al poder de las clases explotadas». Es el único que nos vale.»

  • Arturo Borges Álamo
  • Fernando Francisco Serrano
  • Elisabeth Lebrument García
  • Miguel Medina Fernández-Aceytuno
  • Antonio Parrilla Sánchez

Texto íntegro del Manifiesto «Por un movimiento social que contribuya a la recuperación ideológica de la izquierda»

PRESENTACIÓN Y LLAMAMIENTO PARA LA LUCHA DE IDEAS

Es un hecho difícilmente rebatible que la izquierda alternativa atraviesa una etapa difícil, caracterizada por la desagregación orgánica, la desorientación programática, el desconcierto político y organizativo y una pérdida de confianza de nuestra base social en una época donde la «financiarización» de la economía al servicio del gran capital y las transnacionales se asienta en una economía de consumo, cada vez más globalizada y automatizada y donde el poder económico recurre a fomentar nacionalismos con la finalidad de abaratar la mano de obra, legislar una protección medioambiental laxa y una fiscalidad evasora competitiva. La sociedad retrocede hacia el aumento de la desigualdad y la pérdida de derechos de la clase trabajadora y otros sectores populares que se encuentran con una izquierda sin respuestas ni alternativas creíbles. Así avanza el populismo de extrema derecha, ofreciendo soluciones individuales inviables pero sencillas de asumir.

Creemos que una de las causas fundamentales de este hecho es el abandono de la lucha ideológica. La derecha está avanzando en su dominio ideológico y electoral con propuestas copiadas del «trumpismo», que en España cuenta con Díaz Ayuso y Vox como principales exponentes y con el sostén de parte del PP y otras fuerzas que fomentan el individualismo como salida social, hasta el punto de recuperar el concepto de libertad para usarlo como instrumento de regresión, justo cuando las ideas neoliberales muestran su fracaso histórico ante las necesidades sociales.

Por ello, un grupo de personas hemos iniciado desde hace meses un conjunto de iniciativas que ayuden a recuperar política e ideológicamente esa izquierda. Una parte presentamos una candidatura alternativa en la última Asamblea Federal de IU que ha obtenido un 21% de representación en su órgano de dirección bajo la denominación de “La Izquierda Necesaria”. Junto a otras personas, integrantes de diferentes colectivos o bien desvinculadas en la actualidad de cualquier estructura organizada, nos decidimos a avanzar con un propósito común que permita dar relevancia en la lucha de ideas a las propuestas transformadoras, tanto en el ámbito político como social y cultural.

Nuestro trabajo está dando sus primeros frutos y hemos logrado conformar el embrión de un nuevo movimiento social, de naturaleza cultural e ideológica, abierto y plural, cuyos límites está definidos por la generación y difusión de ideas para la superación del capitalismo hacia la construcción de una sociedad socialista sin explotación ni alienación, por el feminismo de clase, la protección medioambiental, la incorporación al modelo productivo de la digitalización y la Inteligencia Artificial en beneficio de la clase trabajadora y la conciliación de su vida personal, familiar y laboral. También por la solidaridad internacional y la lucha por un nuevo orden internacional de paz.

Estos ejes conducen a la confrontación en la batalla de ideas con:

a) los planteamientos ideológicos neoliberales, patriarcales y reaccionarios en la sociedad.

b) la penetración de las concepciones ideológicas populistas en el seno de la izquierda alternativa.

Pretendemos un movimiento democrático y abierto, que trabaje prioritariamente en el conjunto de la sociedad y que intenta incidir en organizaciones políticas, asociaciones y colectivos de izquierdas al igual que cualquier otro movimiento social.

Un movimiento que no limita su evolución futura, que dependerá del análisis de la realidad social, de las necesidades políticas y será acordada colectivamente.

Un movimiento que ya cuenta con personas vinculadas en todas las CC.AA., instrumentos en las redes sociales, blogs de debate, y está estableciendo relaciones con otras organizaciones y colectivos.

Un movimiento que se propone sumar izquierda, pues tenemos claro que hay muchas cosas que unen a compañeras y compañeros, estén fuera o dentro de IU.

En definitiva, un contenedor y difusor de pensamiento alternativo.

Hoy, a través de este llamamiento presentamos este movimiento social cuyo objetivo fundamental y denominación es SUMAR IZQUIERDA y pedimos vuestro apoyo y vuestra implicación. Por ello, quienes suscribimos este documento, bien promoviéndolo, bien apoyándolo, nos comprometemos y LLAMAMOS a:

1.- Desarrollar un trabajo ideológico consecuente, cuya ausencia es una de las causas principales de que la batalla de ideas en nuestra sociedad esté gravemente decantada al favor de la derecha. Este es un factor crítico que explica la actual correlación de fuerzas, y la causa de que muchos trabajadores y trabajadoras estén cada vez más desconectados y escépticos ante cualquier alternativa.

2.- Repensar el contexto histórico para que ese trabajo sea eficaz en la recuperación ideológica de la izquierda. Las realidades económicas, sociales, científicas, culturales y mediáticas no son las mismas que las existentes tras la II Guerra Mundial o, si se quiere, las existentes hasta la desaparición de la URSS y el llamado “campo socialista”. Hay que retomar las herramientas de análisis de Marx y Engels aplicándolas en la realidad actual, acompañado de la valoración, tanto en sus aciertos como en sus errores, de las aportaciones y experiencias de todos los procesos de revolución y cambio profundo hacia sociedades más justas e igualitarias. Junto a ello, la lucha del movimiento obrero en nuestro país y en el resto del mundo aporta experiencias muy útiles, así como también lo hacen el feminismo de clase, los movimientos ecologistas y multiculturales que combaten la globalización neoliberal.

3.- En la situación del 2021 y tras las consecuencias de la pandemia cualquier renuncia a las aportaciones científicas y metodológicas que hemos señalado antes sería un grave error. Pero habrá que tener presentes las nuevas realidades y los nuevos

instrumentos, que no existían cuando pensadores y experiencias anteriores elaboraron sus propuestas sobre el periodo de transición del capitalismo al socialismo. Es decir, es preciso concretar con rigor un programa reivindicativo y un modelo político y social que permita avanzar hacia la superación del capitalismo desde la actual correlación de fuerzas para mejorarla y desde la realidad económica y política existente para transformarla. Se trata de hacer realmente posible lo que ya es necesario y, por tanto, con propuestas rigurosas sin formulaciones retóricas que son identificadas como poco creíbles, sin medidas identitarias que la clase trabajadora valora como poco relevantes y evitar falsas soluciones oportunistas y personalistas. El programa político debe ser el referente de nuestra propuesta alternativa frente a un mundo que no nos sirve, la guía de actuación política en cada momento y un instrumento vivo en permanente construcción por todas y todos.

Os llamamos a participar en este esfuerzo, convencidos de que el futuro de la izquierda que aspira a superar el capitalismo está en riesgo aquí y en el resto de Europa, y ello precisamente cuando el actual sistema muestra ya su incapacidad para asegurar la vida y el futuro digno de la Humanidad.

Madrid, junio de 2021

Comparte este artículo

3 thoughts on “«Por un movimiento social que contribuya a la recuperación ideológica de la izquierda»

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *